En la edición de hoy de El Universal, en la columna de Raymundo Rivapalacio, titulada "Guerrillas", se nos intenta vincular al Ejército Popular Revolucionario (EPR) de la siguiente forma: En la edición de hoy de El Universal, en la columna de Raymundo Rivapalacio, titulada "Guerrillas", se nos intenta vincular al Ejército Popular Revolucionario (EPR) de la siguiente forma:

"Al EPR se le han venido añadiendo aliados tácticos, como la corriente revolucionaria trostkysta que, a través de su órgano de difusión El Militante, publicó el pasado 17 de agosto un texto sobre ‘La lucha contra el fraude y el camino de Oaxaca', donde denuncia ‘el fraude electoral' supuestamente cometido por el presidente Vicente Fox y, respaldando la resistencia emprendida por Andrés Manuel López Obrador, plantea agudizar las contradicciones y la creación, evocación guevariana, de ‘crear uno, dos, tres Oaxacas'. Este apoyo a López Obrador no puede ser visto como viajeros en el mismo barco, sino como un planteamiento táctico de la guerrilla aprovechando la creación de condiciones políticas que les abre el candidato de la coalición Por el Bien de Todos."

Un futuro de desolación, desempleo, enfermedad, migración, empleos precarios, economía informal, salarios de hambre, drogadicción y descomposición social, un sentimiento de ausencia de futuro digno es lo que ha lanzado a las masas a luchar en las calles, tomando como detonante el fraude electoral. Lo que realmente está detrás del movimiento contra el fraude es el hartazgo y desesperación de las masas, expresado cabalmente por ejemplo, en Oaxaca donde la Asamblea Popular del Pueblo de Oaxaca (APPO) está luchando no sólo por derribar al gobernador priista Ulises Ruiz sino por la conformación de un gobierno popular, que sólo podría llevarse a cabo si se coordinara y extendiera la lucha a todo el país. Hace falta no sólo hacer respetar el voto popular sino transformar la sociedad en líneas socialistas.

También en la edición del 11 de agosto de 2006, en el espacio "Bajo Reserva" firmado por "Los periodistas de EL UNIVERSAL" hay un ataque en contra nuestra que a la letra dice:

"Llama la atención la impunidad con que se mueve quien lidera al grupo de jóvenes que reclaman un espacio en la UNAM. Su nombre es Nahum Pérez Monroy y se sabe que está ligado a una de las corrientes del PRD. Se jacta de tener influencia política y gusta del gasto ostentoso. Pese a su buscada notoriedad, los sistemas de inteligencia gubernamentales aseguran no tener claro a qué órdenes responde."

Nahum Pérez Monroy es miembro de la Coordinadora de Comités de lucha e información contra el fraude electoral (CLICFE´s) que se conformó a partir de la iniciativa de AMLO en la asamblea de información en el Zócalo de la Ciudad de México el pasado 8 de julio y es miembro también de la Tendencia Marxista Militante, que es la Tendencia obrera dentro del PRD.

Es claro que este ataque proviene de la Secretaría de Gobernación haciendo uso de sus plumas pagadas como Rivapalacio, sólo así puede explicarse este burdo e infame intento de vinculación con el EPR, ya que el trabajo de nuestra organización agrupada en el Periódico obrero Militante siempre ha sido abierto y público, de ninguna manera vinculado a los métodos de terrorismo individual. Eso lo han podido comprobar millones de trabajadores del campo y la ciudad a través de 16 años de publicación ininterrumpida de nuestra prensa.

La Tendencia Marxista Militante ha estado hombro a hombro con las luchas del movimiento obrero, del campesinado pobre y también del movimiento juvenil a través de la lucha estudiantil. Por ejemplo, hemos estado luchando con los obreros del SME contra la privatización del sector eléctrico, con los trabajadores del IMSS en contra de la reforma a su Régimen de jubilaciones y pensiones, hemos impulsado y dirigido diversos movimientos estudiantiles en defensa de la escuela pública, tanto en la Ciudad de México como en distintas ciudades del país, hemos estado con los heroicos obreros de SICARTSA, así como estamos hoy al lado de los millones de trabajadores y campesinos pobres que luchan con todo para evitar la imposición de Felipe Calderón. Es públicamente conocida nuestra intervención en el seno de la base del Partido de la Revolución Democrática desde su fundación, hemos participado en todos los momentos coyunturales en las que las masas han hecho uso del PRD tanto en el frente electoral como en el frente de la lucha social.

Este artero ataque pretende colocar a la Tendencia Marxista Militante como una agrupación ligada a la lucha armada y por tanto pretende preparar a la "opinión pública" para que acepte una posible represión en nuestra contra. Negamos cualquier vinculación con todo grupo guerrillero y reivindicamos los métodos tradicionales de la clase obrera. Tal como lo demostró y está demostrando la lucha contra el desafuero de AMLO y las manifestaciones de masas del 8, 16 y 30 de julio pasados, consideramos que la transformación social sólo puede ser obra de la inmensa mayoría de los millones trabajadores del campo y la ciudad, basándose en sus métodos tradicionales de lucha que son: la formación de cuadros, las huelgas, manifestaciones, mítines, marchas, conformación de comités de lucha, piquetes, bloqueos, y la construcción de partidos, sindicatos y demás organizaciones de masas con independencia de clase.

Respondemos y responderemos este ataque del gobierno Fox, a través de su agente político Rivapalacio, con una clara argumentación política, así como la profundización de nuestra táctica agitando entre el movimiento obrero y del PRD por organizar desde abajo una HUELGA GENERAL DE 24 HORAS para conseguir llevar al PRD a la presidencia, como paso necesario en la lucha por la transformación socialista de la sociedad. Los marxistas del PRD y los sindicatos hemos planteado abiertamente en el seno del PRD, en los comités de base organizados contra el fraude, en los campamentos del corredor Zócalo - Reforma, que es necesario organizar inmediatamente una huelga general de 24 horas, contando con la participación activa de los sindicatos y las organizaciones campesinas pobres de todo México. Una huelga así, paralizaría la producción de todo el país y serviría para organizar comités en todas las fábricas y localidades rurales, una huelga así movilizaría en ese día a millones de trabajadores y campesinos pobres en todas las ciudades y localidades del país, sería una presión decisiva sobre el gobierno y sobre el Estado.

A nuestros lectores les invitamos a leer dos documentos que a propósito de este ataque republicamos en nuestra página web www.militante.org, el primero de ellos es del gran revolucionario ruso León Trotsky, POR QUÉ LOS MARXISTAS SE OPONEN AL TERRORISMO INDIVIDUAL, en donde podemos encontrar:

"Nuestros enemigos de clase acostumbran a quejarse de nuestro terrorismo (...) Ellos querrían calificar de terrorismo todas las actividades del proletariado contra sus enemigos de clase. A sus ojos, la huelga es el principal método terrorista. Una amenaza de huelga, la organización de piquetes, el boicot a un patrón esclavista (...) dicen que todo esto es terrorismo (...) Una huelga, incluso de poca importancia, tiene consecuencias sociales: aumento de la confianza en sí mismos de los trabajadores, fortalecimiento de los sindicatos e incluso, a menudo, mejoras de la tecnología de producción. El asesinato del propietario de una fábrica no produce más que efectos de naturaleza policial, o un cambio de propietario desprovisto de toda significación social. Que un atentado terrorista, incluso ‘afortunado', provoque confusión entre la clase dirigente, depende de circunstancias políticas concretas. De todas formas, esta confusión siempre dura poco; el Estado capitalista no se sostiene sobre los ministros del gobierno y no puede ser eliminado con ellos. Las clases a las que sirve siempre encontrarán quien los reemplace; la maquinaria seguirá intacta y continuará funcionando.

También republicamos nuestro documento: EL MARXISMO Y LA GUERRILLA en donde encontramos:

"La guerra de guerrillas en el pasado había sido una de las formas que en ocasiones asumía la guerra campesina y los movimientos de liberación nacional, pero nunca había sido un método que reivindicaran los dirigentes que se consideraban marxistas. Hartos de no ver una lucha seria y con perspectivas para combatir a la miseria y la opresión en las ciudades, toda una serie de activistas revolucionarios, sobre todo jóvenes, abandonaron las ciudades y su posición de clase en la sociedad para empuñar las armas en el campo para combatir al Estado burgués. Tenían la esperanza de que con su heroico ejemplo estimularían las luchas en el campo y la ciudad para acelerar el proceso de la revolución. En estas actitudes hay mucho de heroísmo y abnegación, pero responde más bien a un considerable elemento de frustración y desorientación, hay más misticismo cristiano (sacrificio para salvar a la humanidad), que conciencia basada en un análisis social, ya no digamos marxista. El trabajo de construcción de un partido revolucionario sólidamente enraizado en las clases explotadas fundamentalmente en el proletariado y que sea capaz de dirigir a las masas a la lucha por la toma del poder, es lento, paciente y laborioso. No es un proceso lineal pero en la mayoría de los casos es necesario partir de grupos pequeños que en base a la formación de cuadros a través de la discusión política y la práctica revolucionaria se desarrollan y multiplican. Este proceso en general dura largos años de sacrificio pero son necesarios para forjar una vanguardia capaz de estar a la altura de las luchas a la victoria al socialismo. Este trabajo sólo es posible si se tienen ideas claras, análisis capaces de explicar y prever los procesos, alternativas y métodos que enlacen con la experiencia de las masas y la reflejen. Ese fue el proceso de formación de la maquinaria política revolucionaria más eficiente de todos los tiempos: el partido Bolchevique."

Estos son nuestros argumentos, esta es nuestra orientación clara y definida a la acción conciente de la clase obrera en la lucha por su propia emancipación. Acusamos a El Universal y a su agente de gobernación Raymundo Rivapalacio de provocadores y aliados pagados de la clase dominante, la misma que por décadas ha oprimido salvajemente al pueblo trabajador mexicano, la misma contra la que se está levantando el México bronco, el poderoso movimiento obrero seguido por el campesinado pobre y la juventud de este país.

También le decimos a Fox: ¡aquí estamos! No nos escondemos tras ningún grupo armado, puedes encontrarnos en centenas de comités de lucha contra el fraude electoral que se han conformado a lo largo y ancho del país, puedes encontrarnos en decenas de sindicatos obreros, puedes encontrarnos en centenas de comités estudiantiles en prácticamente todas las escuelas públicas de la Ciudad de México y varios más en distintos estados de la República, puedes encontrarnos en los campamentos del corredor Zócalo - Reforma, puedes llevar contigo a tu plumífero Rivapalacio y encontrarán el rostro de miles de trabajadores y jóvenes del campo y la ciudad que defienden y adoptan, como propias, nuestras ideas; llévalo contigo para que vuelva a escribir en contra nuestra en su columna de El Universal. Su comentario de hoy 25 de agosto 2006, sólo nos ratifica el pavor que tu clase burguesa le tiene a nuestras ideas y su difusión en el seno del movimiento. Ve a nuestra carpa, ahí distribuimos nuestra propaganda, ahí generamos debate político con elementos de nuestra clase e impulsamos una Huelga general, a la que tarde o temprano los dirigentes del PRD y los sindicatos se verán obligados a convocar.

Y le reiteramos a Fox: estamos dispuestos a seguir luchando hasta el final en el seno de las organizaciones tradicionales del movimiento obrero, el PRD y los sindicatos. Estamos luchando por crear uno, dos, tres, muchos Oaxacas, pero no desde las balas sino desde las ideas. Las ideas se convierten en una fuerza material cuando se apoderan de la mente de las masas, como explicaba Marx. El fraude electoral que implementaste para favorecer a un enano como tú, Felipe Calderón, se ha convertido en su contrario, sólo está sirviendo para despertar a nuestra clase, esta clase obrera que controla la sociedad, esta clase obrera sin el permiso de la cual no se prende un foco, no da vuelta una rueda, no suena un teléfono, no se distribuye una gota de agua. La situación post electoral no es sólo por el conteo de votos, es por la transformación socialista de la sociedad. Estaremos en el bloqueo a la cámara de diputados para que no puedas rendir tu último informe de mentiras, estaremos en el grito de independencia del día 15 de septiembre que dará AMLO y en la Convención Nacional del 16 de septiembre. Este movimiento no lo para nadie, llegará hasta el final, hacia el socialismo.

¡Viva la clase obrera y sus tradiciones de lucha!

¡Viva el internacionalismo proletario!

¡Huelga general contra el fraude electoral!

¡El único camino: la lucha por el socialismo!

Tendencia Marxista Militante

México D. F. 25 de agosto de 2006.


banner libres y combativas

banner revolutionary left

banner sindicato de estudiantes

banner 2032

banner revolucion rusa

Teoria Marxista

enlaceClasicos