El estudio de la ciencia es de suma importancia para el desarrollo de una sociedad, sin embargo las presiones académicas actuales en este ámbito son tales que no muchos estudiantes logran terminar sus estudios en estas áreas.

La Facultad de Química se caracteriza por su alto índice de reprobación, históricamente ocupa el primer lugar en este ámbito dentro de la UNAM. Según informes oficiales tenemos por ejemplo que en 2007: el porcentaje de alumnos de primer semestre que acreditó sus 5 asignaturas creció de 27% al final del semestre a 34.2% después de los intersemestrales. (Memoria UNAM 2007), situación que no ha mejorado, pues son un porcentaje demasiado alto los estudiantes que no solamente no logran aprobar las 5 materias de primer semestre, sino que básicamente se aprueban entre 2 y 3 materias (de las cuales sólo una o dos de estas son materias duras), posteriormente para el mayor avance del estudiantado se ofrecen cursos intersemestrales en los cuales sólo unos afortunados tienen la oportunidad de cursarlos, pues son insuficientes ante la enorme demanda, dando cómo resultados que una carrera de 9 semestres se termine en promedio en trece semestres. Aunque oficialmente la deserción es menor al 12% entre los primeros 5 semestres, según datos oficiales del informe de actividades 2011-2015 de la F.Q. por ejemplo en la generación 2009 el egreso acumulado en 13 semestres ha sido del 51.2%.

También hay apoyo por parte de estudiantes que imparten asesorías de las materias que se les facilitan, sin embargo esto tampoco ha dado resultados tan amplios, existe un enorme esfuerzo por parte de los estudiantes y también por algunos profesores, sin embargo al finalizar el semestre no logran los resultados esperados, a ello se le suma que existen algunos profesores que bajan la moral al decir que no sirven para esta carrera y recomiendan de forma sarcástica y grosera ir a estudiar otra carrera soslayando la importancia de estas, así mismo haciendo distinción y señalamiento entre un sector de estudiantes de tal forma que se crea un ambiente de elitismo, competitividad, estrés y depresión.

Todos tenemos una gran capacidad, sin embargo existen condiciones que no logran que el desarrollo de los estudiantes sea igual, algunos compañeros tienen condiciones de vida menos favorables (necesidad de trabajar, tiempos de traslado largos, etc) mientras para otros la situación es mucho más favorable, es decir existe toda una gama estudiantes dentro de la facultad lo cual no se toma en cuenta y esto se refleja en los altos índices de reprobación y/o deserción, el apoyo por parte de la facultad con becas se dirige básicamente a estudiantes regulares que son una minoría, es claro que quienes necesitan ese apoyo son los estudiantes no regulares, pues son ellos quienes sufren de las condiciones de vina menos favorables para desarrollarse en la licenciatura y es a ellos a quienes se debe apoyar con mayor fuerza.

No negamos que existen muy buenos profesores que se preocupan por el aprendizaje de los estudiantes de tal forma que sus materias son altamente demandadas por el nivel de enseñanza que dan, lo cual se ve reflejado en que la Facultad de Química ocupa el primer lugar en América Latina en esta área, sin embargo los programas de apoyo y estudio están fuera de sus manos para lograr un avance mayor de los estudiantes.

Exigimos un auténtico carácter pedagógico que permita el desarrollo integral de los estudiantes eliminando todo tipo de presiones que no tienen otro objetivo que el de destruir el impulso científico de los estudiantes.


banner revolutionary left

banner libres y combativas

banner revolucion rusa

Teoria Marxista

enlaceClasicos